Dirigir Mata: La Batuta provoca estados patológicos en el Cerebro de los Músicos…

leny

Dirigir Mata: la Batuta provoca estados patológicos en el Cerebro de los Músicos

Recientes estudios han señalado cómo determinados Directores de Orquesta pueden provocar estados patológicos irreversibles en el cerebro de los músicos...

leny 

Dirigir Mata: la Batuta provoca estados patológicos en el Cerebro de los Músicos

De todos es conocido que realmente nuestro cerebro no es uno, sino al menos tres; incluso neurocientíficos modernos afirman que son ilimitados:

El cerebro Límbico de las emociones, y el Reptiliano de los instintos cohabitan nuestra masa craneal junto al Cortex o cerebro pensante y al NeuroCortex o cerebro de las intuiciones.

cerebro

Los directores de la Escuela Clásica eran poco perjudiciales para nuestro cerebro ya que sus gestos iban dirigidos de forma casi exclusiva al cerebro pensante: mostraban compases, tempos, entradas,... cuestiones organizativas del discurso musical que permitían a aquellos estar bien coordinados en la interpretación de una obra musical más o menos compleja.

El Director de Orquesta de la actualidad debe dirigir más bien sus gestos al cerebro límbico y reptiliano del músico, provocando emociones, reacciones y experiencias en ocasiones llevadas al límite.

Me atrevería a afirmar que una de las principales cualidades que debería poseer todo gran maestro es la de alterar la química del cerebro del músico y del público con una explosión a veces de Adrenalina, otras veces de Oxitocina (o también conocida como la hormona del amor), Dopamina, etc.

1.-oxitocina

Esta combinación explosiva, puede hacer que el cerebro del músico experimente una "montaña rusa" de sensaciones acompañadas de esta explosión química multicolor que haga que la experiencia de hacer música vaya mucho más haya que la de un simple "tocar notas".

Esta afectación la ejerce el Director de Orquesta mediante su comunicación no verbal, provocando en el cerebro del músico una "realidad en espejo" capaz incluso de provocar el más dulce de los placeres, como la más angustiosa de las cardiopatias.

2

Un Director de Orquesta que no tenga esta capacidad de provocar en sus músicos este Coctel hormonal en la interpretación de, pongamos por ejemplo una Sinfonía de Mahler, estará desprovisto de su principal cualidad como Maestro.

Ahora ya de nada sirve marcar los compases, no dar las entradas, ... no tiene ninguna importancia la forma de coger la batuta, o de mover la mano izquierda....

Todo va mucho más allá; el maestro debe ser quien haga posible que los músicos de su orquesta y su público vivan una experiencia humana del máximo nivel comparable con todo tipo de situaciones límite como lanzarse de un avión sin paracaídas, salir huyendo despavorido por la estampida de una manada de Elefantes gigantes, o después de hacer dulcemente el amor con ese recuerdo de tu adolescencia...

bernstein2

Digamos que directores como Bernstein, Kleiber, Pretre, etc. eran grandes excitadores hormonales de sus músicos; lo que ellos hacían estaba mucho más allá de una simple interpretación musical... sus conciertos eran máximas experiencias de vida. Cada músico de los suyos podía experimentar sensaciones que nunca jamás ni tan siquiera había imaginado.

Sólo por sentir esto ya hubiera valido la pena vivir una vida, aunque sólo fuera concentrada en un instante de sus conciertos.

 

 

5 comentarios en “Dirigir Mata: La Batuta provoca estados patológicos en el Cerebro de los Músicos…

  1. Aunque parezca imposible, es totalmente cierto, es muy claro lo positivo o lo negativo que puede ocurrir a un músico bajo la batuta de un director que deja huella.

  2. estamos de acuerdo maestro navarro uno debe hacerles sentir la música dependiendo de la emoción que ellos sientan al escucharla la música es un arte no una tortura o ,títeres leyendo pepas y mas pepas , lo mas importante de hacer música es que los músicos se la gocen al máximo y que ellos le den también su valor añadido . de lo que la obra les este trasmitiendo, eso es muy importante interiorizarlos con el discurso musical . maestro navarro dios lo bendiga .

  3. Lo que mas cierto es q si un director no sabe lo que quiere o como transmitirlo lo que generalmente pasa es transmite esa inseguridad a los músicos y estos no logran desempeñarse a su máximo y se frustran. Si esto se repite seguido es músico pierda confianza y autoestima y su frustración se vuelve crónica. Lo otro q me ha llamado la atención es q muchos directores no dejan que el músico exprese lo q siente al tocar sino que quieren q el músico siente como él o ella lo cual veo errado ya q 80 personas no pueden sentir lo mismo al mismo nivel emocional.

  4. Todo en esta vida te mata,mejor sería decir que la vida misma te va matando,lo que hagamos será vivir más, lo que sería equivalente a morir más,todo siempre es relativo y consonante con nuestra manera de vivir la vida que es morir de una u otra manera,al fin y al cabo no saldremos vivos de esta vida.
    Saludos.

  5. La batuta mata, es así que músicos de muchas orquestas siguen en la espera de que los directores los sigan masacrando con la batuta porque la escuela clásica ha logrado hacer tradición y cambiar les cuesta. lo que de la batuta mata me recuerda del Maestro Ylia Musin dirigiéndose a sus estudiantes, y existe en un documental que dice: ” a esa forma de dirigir yo la llamo guillotina”. Felicitaciones Maestro por su escuela y por eso le sigo con mucho aprecio. Y constato los dos han llegado a un mismo punto, y estoy convencido que los dos también partieron del mismo punto. Y perdone Maestro por mi reflexión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *